Reflexiones - Mar. 8, 2015

Yo soy el Señor tu Dios, que te saque de Egipto, de la esclavitud. “No tendrás otros dioses delante de mi" Ex.20 ,2-3

En este Tercer Domingo de Cuaresma la Iglesia celebra los Ritos de los

Catecúmenos que se preparan para recibir los Sacramentos. Me gustaria reflexionar sobre la primera lectura que nos habla de los 10 Mandamientos. Vamos explicar un poco su significado.

Los Mandamientos fueron promulgados en el monte Sinaí, también se le conoce como “Decálogo", y significan el amor a Dios los tres primeros, y al prójimo los otro siete, los cuales nos traza como pueblo de Dios...el camino de una vida liberada de la esclavitud del pecado. Catec. #2056-57

Estos mandatos o Mandamientos, a veces se nos presentan como preceptos negativos prohibiciones, por ej. “No robaras" y en otras palabras encontraremos preceptos positivos como, “Santificaras el día del Señor", que nosotros los cristianos después de la Resurrección de Cristo, celebramos el Domingo, y en ambos mandamientos el Señor nos indica un camino de Salvación.

Me gustaría detenerme sobre la afirmación de Dios del primer Mandamiento: Yo soy el Señor tu Dios. ”No tendrás otros dioses delante de mí".

Con el Mandamiento: “No tendrás otro dios delante de mi" se prohíbe: el Politeísmo y la idolatría, que diviniza a una criatura, el poder, el dinero, incluso el demonio, por ej. La superstición es una desviación del culto debido a Dios, y por supuesto aquí en Miami abunda. La irreligión de palabras..., o hechos en el sacrilegio que profana las cosas o personas sagradas, sobre todo la Eucaristía...” Catec. #2010-2138

¿A que nos invita el Señor a través de los Mandamientos? Nos invita a Amarlo y Servirlo, en esto esta nuestra Salvación.

Todo lo creado por Dios sobre la tierra es para que nos ayuden, Amar y

Servirlo y salvar mi alma, ese es el fin para el que fuimos creados. “Ver a

Dios en todas las cosas"

Los mandamientos son herramientas que nos ayudan a ser libres. Por eso en esta Cuaresma tenemos que discernir a través de la oración y el examen de conciencia, donde están mis ataduras, donde están mis idolatrías que me esclavizan, hay muchos que viven solamente para trabajar, comer, y dormir, y ver TV, y “pasarla bien". Sería bueno al recibir la Comunión, preguntarnos. ¿Que busco en mi Vida? El Señor Mi Dios, ¿es El Centro de mi vida?